Categorías

Cine, series y documentales imprescindibles para cualquier emprendedor/a

No hay duda de que al Cine se le considera el Séptimo Arte por el poder que tiene para entrar en nuestra psique, inspirarnos, evocarnos así como hacernos reflexionar, aprender y/o aprehender y por supuesto también para motivarnos. Por eso hemos decidido seleccionar algunos documentos audiovisuales (cine, series, documentales) que nos resultan y os resultarán de especial interés puesto que nos aportan historias, realidades, actitudes y nos acercan a ámbitos de la vida todos ellos relacionados en mayor o menor medida con el empleo, la emprendeduría y los negocios.

 

-Tiempos modernos (1936)

Pese a estar ya en boga el sonoro, Chaplin se negó a hacer un film netamente hablado. De esta manera su película está llena de onomatopeyas, que más tienen que ver con la sintaxis del mudo que con los nuevos tiempos. Centrándose en las peripecias de un obrero que es despedido de una cadena de montaje, propone una curiosa versión sobre la sociedad industrial que se opone a las ansias de libertad del hombre.

-Ladrón de bicicletas (1948)

En la postguerra italiana, un modesto padre de familia consigue al fin encontrar un trabajo, para cuyo desempeño deberá servirse de una bicicleta; ésta, no obstante, le es robada. Un film ya mítico dentro de la historia del cine, por todo lo que encierra de ejemplificación de ese movimiento que se convino en denominar “Neorrealismo”. Protagonizada por intérpretes no profesionales.

 

-El empleo (1961)

Un adolescente llegado de provincias y una chica romana se conocen en el examen de admisión de personal de una gran empresa; se enamora, pero comprueban espantados algo después que si bien han sido admitidos ambos, por la naturaleza de sus cometidos no coincidirán en el edificio ni a la hora de comer; pasa el tiempo y no se ven sino ocasionalmente. Un film sobresaliente de verdad, interpretado por desconocidos y realizado por el futuro reconocido autor de El árbol de los zuecos.

-Blue collar (1978)

En una fábrica de coches trabajan tres amigos; lleva una vida difícil y el sindicato no termina de solucionar sus problemas. Deciden entonces robar en la sede de dicho sindicato, desubriendo la existencia de unos préstamos ilegales, con el dinero de los afiliados, a empresas particulares. Comienza entonces el chantaje, que fracasará por la inexperiencia de los tres amigos y la habilidad de los jefes sindicales.

-Wall Sreet (1987)

Un joven y modesto agente de bolsa de un banco de Wall Street siente los indomeñables deseos de pertenecer a la élite financiera. Los problemas vienen cuando conoce a un alto inversor de oscuras intenciones... Malogrado film de Oliver Stone, hábil alquimista de contundentes éxitos de taquilla. La débil orquestación dramática unida a una planificación ridícula e inadecuada arrojan un lamentable saldo, que ni la interpretación sorprendentemente buena de Michael Douglas, como un Mefistóteles bursátil, consigue atenuar.

Sin embargo, esta película es uno de los filmes que más ahondan en un importante tema en los negocios: la ética. ¿Qué precio tiene el dinero?, ¿Qué estás dispuesto a hacer por alcanzar el éxito, la fama o la fortuna? Éstas son preguntas que los emprendedores deben hacerse antes de iniciar un negocio. Tener una empresa no sólo significa ganancias y bienestar propio, sino aprovechar la oportunidad de contribuir en la construcción de una sociedad mejor.  

-Glengarry Glen Ross (Éxito a cualquier precio) (1992)

Un guión de David Mamet que adapta su propia obra teatral, y una realización que, astuta y discretamente, se pone al servicio de los intérpretes dan pie a una película un tanto atípica en el cine norteamericano de la época, tanto por el sentido crítico que destila como por la relevancia que se presta al diálogo (a veces realmente brillante). Por fortuna, no tiene nada que ver con la filmografía previa de James Foley, y sí una loable categoría propia.

-La camioneta (1996)

Nueva adaptación por parte de Stephen Frears de una novela de Roddy Doyle, tras Café Irlandés. Los protagonistas son dos parados que se asocian para vender comida a bordo de una camioneta costrosa, de forma ambulante y en diversos lugares públicos. Con música del mítico Eric Clapton, el film no aporta nada con respecto a Café irlandés, o a anteriores trabajos ingleses de Frears, y en cambio denota un antipático sabor a fórmula, a secuela en el peor sentido del término.

Con todo; es un ejemplo de superación dentro del universo del emprendimiento.

-Full Monty (1997)

Comedia social que trasciende los límites genéricos al aplicar soterradamente la moral y la idiosincrasia del “western”, de forma que el “strip tease” masculino en la última instancia significa una afirmación de la dignidad masculina y de ningún modo una autohumillación para paliar la pobreza. Una gran interpretación y una tan sutil como magnífica valoración dramática de los temas musicales, particularmente, rematan las virtudes de esta obra maestra, realizada con modesta brillantez y recompensada con un éxito crítico-comercial en los límites del fenómeno sociológico.

-Recursos humanos (1999)

Drama social, ubicado en el interior de una fábrica francesa. Protagonizan la historia un joven universitario, que llega a la fábrica para efectuar un trabajo en el departamento de “recursos humanos”, y el propio padre del protagonista, que es un operario más en el mismo centro. A pesar de sus defectos y límites, constituye una película muy estimable y noblemente comprometida con una serie de realidades no muy comunes en las pantallas cinematográficas.

-Hoy empieza todo (1999)

Drama ubicado en una escuela infantil de la “Francia profunda”, zona de minería socialmente deprimida. Mediante una inspiración que se remonta a diversos clásicos del cine europeo, constituye una obra rigurosa y respetable, aunque el trazado de personajes no acabe de convencer, como tampoco su algo rancia pretensión de “calidad”. Con todo, destaca dentro de la filmografía de su sobrevalorado autor.

-Los lunes al sol (2002)

Uno de los mayores triunfos críticos e industriales del cine español de inicios del siglo XXI, que terminó de entronizar profesionalmente a su joven realizador. Aunque fue sobrevalorado, sin duda sobresale su manera de reflejar la problemática social del paro obrero, mediante una óptica a veces agridulce y otras desgarrada, que asimila los triunfos al respecto.

-En busca de la felicidad (2006)

Chris Gardner (Will Smith) es un vendedor brillante y con talento, pero su empleo no le permite cubrir sus necesidades más básicas. Tanto es así que acaban echándolo, junto a su hijo de cinco años (Jaden Smith), de su piso de San Francisco, y ambos no tienen ningún lugar al que ir. Cuando Gardner consigue hacer unas prácticas en una prestigiosa correduría de bolsa, los dos protagonistas tendrán que afrontar muchas adversidades para hacer realidad su sueño de una vida mejor. 

¿Por qué esta película le gusta tanto a los emprendedores? Muy sencillo. Todos nos hemos sentido identificados con Chris, aunque probablemente no al mismo nivel, en algún momento de nuestras vidas. Chris demuestra que la clave para encontrar la felicidad (y por tanto, el éxito) se encuentra en la fe, en la perseverancia y la actitud. En la fe en nosotros mismos y en que conseguiremos nuestras metas; en la perseverancia para superar cualquier situación adversa que se nos presente. Además, siempre es importante tener una motivación, la de Chris era su hijo, ¿cuál es la tuya?.

 

-Man on wire (Documental) (2008)

Una historia que bien merece este documental. El funambulista francés Philippe Petit el 7 de agosto de 1974 comete el crimen artístico del siglo, consigue sin permiso ninguno caminar sobre un alambre tendido entre las torres del World Trade Center de Nueva York.

Es la hazaña de un hombre a 411 metros de altura sin protección y con un único objetivo, cumplir su sueño. Una lección de vida para superar retos basándonos en nuestra confianza y disciplina.

 

-La red social (2010)

Esta película narra la historia de la creación de la red social más popular del mundo: Facebook. Mark Zuckerberg era un estudiante de Harvard que en su habitación desarrolló un álbum con las fotografías de alumnas de la universidad. Después de conseguir la ayuda de su mejor amigo, así como el patrocinio de dos acaudalados gemelos, Zuckerberg crea Facebook y consigue que éste se posicione en todas las universidades estadounidenses, y después, en el mundo entero.

Mark Zuckerberg representa al prototipo del emprendedor del siglo XXI: un joven sin dinero pero con una gran idea que puede cambiar el curso de la historia. El empresario de hoy debe apostar por la innovación para tener éxito y crear compañías de social media millonarias, pero también debe comprender al mercado. A pesar del auge de la tecnología, lo primordial en el ser humano es ser social, la premisa de Facebook.  

-Abstract: el arte del diseño (Documental) (Serie TV) (2017)

Se trata de una serie original de la plataforma Netflix en la que a través de 8 episodios se explora el trabajo, proceso y filosofía de 8 grandes personalidades del diseño en diferentes áreas. Por ejemplo uno de los protagonistas en Tinker Hatfield, responsable del diseño de las deportivas de la marca Nike, concretamente de las míticas Air Jordan. También descubrimos a las inglesa Es Devlin encargada de la  escenografía de los juegos olímpicos de Londres o Río por ejemplo. Muy interesante y totalmente recomendada para activar tu creatividad.

 

Añadir nuevo comentario

Categorías